Parque Nacional de Timanfaya

Descubre Lanzarote

Parque Nacional de Timanfaya, una mezcla de fuego, ceniza y tierra

El paisaje del Parque Nacional de Timanfaya supera cualquier expectativa del visitante, dejando asombrados a turistas y locales por sus dormidos volcanes. La lava de los volcanes que entraron en erupción hace años, ha dejado un verdadero panorama ‘martiano’.

El Parque Nacional de Timanfaya tiene su origen en el siglo XVIII con la formación de más de 100 volcanes. Las últimas erupciones datan del año 1824 y, hasta el momento, el parque ha preservado su estado original tras dichas erupciones de lava. Fue declaro Parque Nacional en el año 1968, convirtiéndose en la tercera área protegida del archipiélago canario. Ahora, el Parque Nacional de Timanfaya cuenta con más de 25 volcanes en sólo 50 kilómetros cuadrados. Es un escenario que realmente os dejará asombrados.

Sobre el Parque Nacional de Timanfaya de Lanzarote

El parque se mantiene abierto durante todo el año, aunque en verano es cuando recibe a más visitantes. Puedes llegar hasta Timanfaya en coche, pero deberás dejar el vehículo en el parking que se encuentra antes de su entrada, ya que los visitantes no pueden explorar la zona protegida por su cuenta. También tienes la opción de reservar un tour guiado con transporte incluido desde diferentes puntos de Lanzarote hasta el parque. Si te encuentras alojado en Fuerteventura, puedes coger un ferry para llegar a Lanzarote. También puedes reservar una excursión completa si lo que quieres es vivir una verdadera experiencia volcánica.

 

Te recomendamos usar ropa y calzado cómodo, preferiblemente botas de montaña y ropa transpirable. No olvides llevar crema solar, una gorra y agua u otra bebida isotónica para hidratarte durante todo el día.

Qué hacer en Timanfaya

 

Islote de Hilario

La zona de Las Montañas de Fuego te ofrece la oportunidad de conectar y sentir la fuerza de la tierra. La temperatura de la superficie es tan alta que podrías freír un huevo simplemente dejándolo en el suelo. Podrás ver cómo se forman géiseres por el agua que entra en ebullición. Según los expertos, existen puntos calientes que llegan a alcanzar los 120 grados centígrados en algunas zonas del parque. Según estudios, a sólo 6 metros bajo la superficie, la temperatura alcanza varios cientos de grados centígrados. Es una experiencia única.

La Ruta de Los Volcanes

Esta ruta es la que te llevará a conocer los volcanes más impresionantes de la zona. Los autobuses que llevan a los visitantes a través del Parque siguen un estrecho sendero y se introducen en verdaderos túneles volcánicos, llevándote por distintos tipos de paisajes de lava y hasta una de las zonas con la temperatura más alta, conocida como El Manto de la Virgen. También tendrás la oportunidad de subir hasta la cima de Las Montañas de Fuego y ver a vista de pájaro los paisajes ‘marcianos’ de Timanfaya. La ruta en autobús es de unos 14 kilómetros, alcanzando también una parte del Islote de Hilario, y está incluida en el precio de la entrada al Parque Nacional.

La Ruta del Litoral

Existe una ruta costera como opción para aquellos espíritus más aventureros que quieran descubrir lugares por su cuenta. Se trata de una larga ruta de 20 kilómetros que queda fuera de la zona del Parque y que empieza en el municipio de El Golfo. El camino es impresionante, con la costa del Atlántico a un lado y los paisajes volcánicos al otro. La carretera es muy fácil de seguir y la señalización de la zona protegida del Parque Nacional de Timanfaya es clara.

Un recorrido en camello a través de la lava

La forma más original de descubrir el Parque Nacional de Timanfaya es en camello. Lleva tu experiencia a otro nivel paseando a través de caminos increíbles, admirando los misteriosos paisajes volcánicos, sobre un camello. La ruta en camello es muy cómoda, es como si fueras sentado en una silla que queda a un lado del camello. Puedes empezar este tour en el turístico parque de los camellos.

Restaurante “El Diabolo”

Este restaurante es el lugar donde realmente saborearás la experiencia volcánica, ya que sus platos están preparados a la parrilla con la potencia del propio calor del volcán. Aquí podrás degustar platos típicos de las Islas Canarias mientras disfrutas de una vista panorámica del Parque. El restaurante se encuentra situado en lo alto del Islote de Hilario, el más alto de Las Montañas de Fuego.

Excursión al Parque Nacional de Timanfaya de Lanzarote